alrededor de una mesa en Cal Papi

–          ¿Vais a comer o a tomar algo?

–          Esto… a picar algo y a tomar una cerveza…

–          Pues no podéis sentaros, si queréis, en la barra, las mesas son para comer.

Vale, bien, las mesas son para comer, pero ¿a cualquier hora y en cualquier bar? Últimamente me ha llamado la atención la tendencia, y casi obsesión, de algunos establecimientos por delimitar las mesas solo para comidas. Pero a todas horas, no solo comida y cena. Yo me pregunto si siempre ha sido así y es que ahora me molesta más a mí, eso de que te haces mayor y tienes más manías…; o si son nuevas exigencias de los bares por optimizar los espacios y las ganancias con la excusa de la crisis. Será que sólo te dejan sentarte en una mesa si vas a gastarte mínimo 10€ por cabeza, y así al menos se garantizan que cubren los gastos del local, no lo sé.

En mi opinión esto tiene su peligro, porque somos muchos los que nos gusta disfrutar de los bares con calma, probar una o dos tapas típicas acompañadas de sus correspondientes cervezas, mientras charlamos tranquilamente sentados en una mesa. Y cuando te piden por favor que no te sientes y que te quedes de pie, pues te encuentras a disgusto, si solo sois dos o tres, te puedes apoyar en la barra, pero cuando ya se juntan más de cuatro personas la situación se vuelve incómoda. Siempre hay un amigo al que le toca hacer “slalom” en el pasillo con los camareros, una situación un poco ridícula que no sabes dónde meterte ni qué hacer ni con el abrigo ni con el bolso. Pues ante esta falta de espacio para “picar algo” prefiero ir a otro bar, y perderme las tapas recomendadas. Estoy segura de que si fuesen un poco más flexibles, harían buena caja y ganarían más adeptos.

Y el otro día tomando un vermut por la Barceloneta – ay, cómo nos gusta el vermut y cómo nos gusta la Barceloneta – nos llevamos una de estas negativas, pero eso nos empujó a descubrir y disfrutar otro bar: Cal Papi.  Situado en la calle L’Atlantida en el corazón de la Barceloneta, regentado por gente entrañable que te explican un poquito como elaboran sus platos. Al servirnos las bebidas lo acompañaron de pieles de bacalao fritas, te cuentan que compran el bacalao entero y aprovechan todas sus partes, y la piel frita resulta ser como una corteza de cerdo pero con sabor a mar, buenísima. También probamos las típicas bombas de carne y los boquerones en vinagre rebozados, junto con muchas otras cosas ricas que os dejo para que descubráis vosotros mismos cuando lo visitéis. Sin prisas, sentados alrededor de una mesa o de un tonel.

Cal Papi

C/ Atlántida, 65 – Bajos  08003 La Barceloneta (Barcelona)

http://www.calpapi.com

bacalao

Anuncios

4 comentarios en “alrededor de una mesa en Cal Papi

  1. Toda la razón … a mi me gusta ir a tomar algo y poder sentarme!! ¿qué es eso de estar de pie? ¿por qué siempre le toca a uno aguantar todos los roces del camarero, gente que va a al wc .. ? Que el ir a tomar algo se pueda hacer sentado!!

  2. Totalmente de acuerdo Moon, ahora desde Italia me toca descubrir sitios nuevos para explicarlos…por cierto, ves buscando información sobre el “spritz”

  3. Si no me dejan sentarme habiendo mesas: me piro a otro bar. ¡Amos hombre!, será por bares en este país… Gracias a irte del bar antipático descubriste uno majete. Buena manera de aprovechar la pielo del bacalao. Mi abuela hacía caldo con ella, pero cortezas…, no l había oído nunca. ¡ME ENCANTA TU SECCIÓN!

  4. Si ¿no? Neus…¡Hay que empezar a reivindicar que nos dejen sentarnos! Jorge, ya he investigado lo que es, ahora solo falta probarlo… Muchas gracias Sergi.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s