Spritz segunda parte

Segundas partes nunca fueron buenas, excepto esta fotografía, que creo que está más apañada que la de la presentación del Spritz como bebida padovana. En este caso nos situamos en Bologna, en una terraza de una plaza cuyo nombre he olvidado por los efectos del alcohol y del precio. Dos Sprits dan un resultado total de 18 euros. ¿Estamos locos? Hay sitios escondidos en Padova donde se ofrecen por 1,50 (dicho sea de paso, normalitos). Me imagino que cobran el decorado exterior donde puedes disfrutar de esta bebida, error de turista. Creo que será de las últimas veces que pruebe una bebida con efectos secundarios, porque el DAO y yo no nos llevamos muy bien. Creo que me tendré que volver a aficionar al Bitter, Trina o a cualquier bebida analcohólica, como se hacen llamar por aquí.

SONY DSC

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s